Carta a la dirección de RENFE reclamando la retirada de carteles racistas de las estaciones

  • Publicado el
  • Publicado en 2021, renfe

EL RACISMO Y LA XENOFOBIA NO PUEDEN TENER EL AMPARO DEL GRUPO RENFE 

En los últimos días, un partido de ultraderecha ha contratado propaganda racista en las estaciones de Madrid de la empresa pública ferroviaria RENFE.En la propaganda se criminaliza a los niñ@s y adolescentes inmigrantes menores de 18 años que han llegado a España solos, sin sus padres y madres, responsabilizándolos de que existan pensiones bajísimas en España.

Desde CGT rechazamos y condenamos enérgicamente la actuación de los responsables de RENFE, que han aceptado propaganda racista en las estaciones ferroviarias, dando cobertura a que se criminalice un@s niñ@s y adolescentes que son uno de los colectivos más indefensos y vulnerables de nuestra sociedad, al no tener una familia que les acoja en España, no conocen bien el idioma y no tienen recursos económicos para salir adelante.

Una cobertura publicitaria que va en contra del propio Código Ético del Grupo Renfe que de facto vulnera, y en el que podemos leer:


“La empresa fomenta las iniciativas y las prácticas que promueven el respeto a los derechos humanos, tales como:

• Desarrollar una política de empresa y una estrategia que fomente el respeto a los derechos humanos.

• Dialogar con los grupos de interés afectados sobre el impacto de las cuestiones relativas a los derechos humanos.

• Respetar las minorías étnicas, la identidad sexual y la libertad de culto…
El Grupo Renfe actúa con trasparencia y responsabilidad, evitando los diferentes tipos de complicidad en la vulneración de los derechos humanos y en especial:

• La complicidad directa: Al colaborar con una empresa u otro tipo de entidad en la vulneración de los derechos humanos

• La complicidad por beneficio indirecto: Al beneficiarse directamente de los abusos cometidos por un tercero en cuestiones de derechos humanos.

• La complicidad silenciada: Al incurrir en la vulneración sistemática o continuada de los derechos humanos en su relación con las autoridades de un país.”

En vez de ayudar a quien más lo necesita, la ultraderecha se ceba con las personas más débiles, señalando a est@s niñ@s adolescentes y culpabilizándolos de las bajas coberturas sociales en lo referente a pensiones de los más desfavorecidos (parad@s de larga duración, viudas…)

Hace unos días, en Guadalajara, un ultraderechista de 40 años atacó a un niño inmigrante de 12 años en plena calle, cuando el menor se dirigía a un entrenamiento deportivo. El niño tuvo que ser atendido en el hospital.

Hace un año y medio, un grupo ultraderechista atacó con un artefacto explosivo un centro de menores inmigrantes en Madrid.

Desde CGT entendemos que la propaganda racista y que criminaliza a l@s niñ@s inmigrantes no debería tener lugar en el ferrocarril público. El ferrocarril es un servicio público, de tod@s y para tod@s, y no debería difundir mensajes de odio al diferente.

Exigimos a RENFE la retirada inmediata de la propaganda racista del ferrocarril público. Por encima del dinero que suponen los ingresos por publicidad están los derechos humanos.

CGT CON LOS DERECHOS HUMANOS Y LA ÉTICA EMPRESARIAL

0 0 vote
Article Rating
Suscribete
Notificar
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
Tema BCF de aThemeArt - Funciona gracias a WordPress.
VOLVER ARRIBA